lunes, 18 de junio de 2018

Epicentro.



Que nadie altere esa parcela íntima y personal, llamada felicidad. No lo permitas.
Que ni se atrevan a decirte cómo debe ser y qué debe contener. Oídos sordos.
Sólo tú lo sabes.
Lo sientes.
Tienes la profunda y amorosa certeza de estar en lo cierto.

Confía en lo que anida en tu interior y en quienes habitan tu universo particular. Son capaces de colocarte, una y otra vez , en el epicentro de la felicidad cuando tus propios ruidos te dispersan.
Esfuérzate en mantenerlo protegido, cálido, sereno, secreto, confortable, alegre, luminoso y constante.

(Fotos propias: Parque de El Capricho, Madrid)

9 comentarios:

  1. La felicidad es lo primero que tenemos que meter en la maleta, para, de esta forma, llevarla siempre con nosotros. Los que la buscan fuera se equivocan; no la encuentran porque la dejaron olvidada en los asientos del último tren que tomaron.

    Muchas ganas tengo de ir a ese parque.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tawaki.
      Y lo único que nos llevaremos en el último viaje, espero. Allá muy lejos, lejos, lejos en el tiempo-
      Me gustó tu frase, me la quedo con tu permiso.
      Aunque mejor llevarla dentro de uno mismo, así hasta la maleta nos sobra :-)

      Yo, seguro que volveré a ese parque...
      Gracias por tu comentario.
      Un beso!

      Eliminar
  2. La casita también está dentro del parque? Es para un cuento, sí? Precioso

    Cuando leí parcela, imaginé un territorio en el que solo una porción de él atañe a la felicidad, pero después pienso que, si la felicidad o bien-estar es un estado, debería ser el humus de ese territorio. Como un estado (un estar en) que creo es lo que llamamos felicidad y a mí me gusta llamar plenitud.
    Siempre haciéndome pensar jajjaaa

    Abrazote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      La casita está al comienzo del parque, sí. Un cuento dentro del gran cuento.
      Parcela íntima y personal, es un todo en sí mismo. El epicentro como una explosión que atañe a todo lo demás.
      ¿Usted ve que el cuerpo humano tiene muchos órganos, importantes por separado todos ellos, pero que sin uno en concreto (llamado corazón) todo se acabaría? Pues es lo mismo, la felicidad alimenta al resto de parcelas de nuestro universo particular. Sin ella, el resto estaría así como muerto, sin sentido, falto de.
      Claro que le hago pensar..... no paro de hacerlo yo!!! jijiji

      Muchas gracias por tu comentario, tocaya.
      Un abrazote grande!

      Eliminar
  3. ¡Absolutamente de acuerdo! Disfruté tu prosa y también las lindas imágenes con que la ilustraste

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Roberto.
      ¡Qué grata sorpresa verte por aquí!
      Otra cosa más que sumamos en común; estar de acuerdo con este concepto- estado- pensamiento.

      Me alegro que te gustara todo.
      Gracias por tu comentario.
      Un beso!

      Eliminar
  4. Yo me pregunto, ¿como ha sido capaz de florecer una rosa en mitad de la puerta de la Casa de la Vieja II?
    - Jubi, es que la felicidad, no se encuentra en todos los sitios, sin embargo, hay personas que la llevan siempre consigo
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jubi.
      ¡Qué bonito comentario me has hecho!!!
      Una joyita, que me llevo conmigo.
      Gracias por tanto cariño.

      No sólo me haces florecer como una rosa, sino que me añades el valor de llevar siempre conmigo la felicidad.
      Que sí, que hoy me la llevo puesta :-) Gracias!
      Un beso.

      Eliminar
  5. ·.
    Estupendas fotos. No conozco ese rincón de El Retiro. Lo recordaré por si algún día...
    Ese epicentro no es más que tu alma. La protección, para mantenerla pura, no es más que un imperativo. Hay demasiadas amenazas en el ambiente.
    Siempre aciertas con tus reflexiones.
    Un beso Nélida

    LMA · & · CR
    .

    ResponderEliminar

Luz silenciosa.

Tiene las tardes de Otoño, una luz especial.  Serena, calmada, llena de paz. Una luz que calienta mis pestañas  y cobija mis pa...